La crisis económica se puede cobrar una nueva víctima

La crisis económica se puede cobrar una nueva víctima

La crisis financiera aún no termina, caídas y recuperaciones abundan en el mercado estadounidense.
En esta ocasión se trata de un nuevo rescate financiero por parte del Tesoro de los Estados Unidos y de la Reserva Federal al Bank of America. En Septiembre del 2008 Bank of America compraría a Merrill Lynch que se encontraba en una profunda crisis.

Es la segunda oportunidad que le brindan al Bank of America, con una “pequeña” ayuda de 130 mil millones de dólares ó, para entender más como viene la cuestión, 104.930 millones de euros. De esta cantidad 20 mil millones serán fondos del gobierno y 118 mil millones son de una garantía federal de dólares en activos tóxicos. Esto es específicamente para poder absorber a Merrill Lynch o dicho con otras palabras, para terminar de pagar.

Fechas llamativas

Esta compra millonaria sería sumamente importante para el mercado financiero, es por eso que no podían permitir que no se concretara. Bank of America, a èsar de haber recibido una ayuda, no pudo paliar la tremenda crisis y deudas con la que se encontraba Merrill Lynch. Se espera que aproximadamente el 20 de Enero se concrete esta operación. Y esta fecha no es aleatoria, el rescate se producirá a horas de que el Senado aprobara una segunda parte del plan de ayuda de 350 mil millones de dólares, de los cuales podrá disponer el nuevo presidente Barack Obama cuando tome la posesión de su cargo.

Haciendo números

Bank of America había comprado, o por o menos había cerrado el trato, por 19.400 millones de dólares a Merrill Lynch. Pero las deudas y pérdidas que viene acumulando hicieron imposible el cierre de la compra que estaba previsto para el 1 de enero. Desde esta fecha han estado negociando para conseguir este tan deseado apoyo del Gobierno.

En Octubre del 2008, el Banco de inversión dijo no necesitar la ayuda del plan de salvamento del gobierno, que constaba de 25 mil millones de dólares, de los cuales 10 mil millones eran para Merrill Lynch. Es por eso que cuando se hizo público que estaría solicitando más dinero, en la bolsa sufrió una fuerte baja del 18,4%.

Repercusión

Por supuesto que esta noticia ha provocado una reacción de los mercados en forma inmediata, los cuales han estado temerosos los últimos días debido a los rumores y temores de la estabilidad del sistema bancario. Ahora todos se están preguntando que pasará con el Citigroup, su posible nacionalización y la adopción de medidas para evitar que su resultado sea similar al de Lehman Brothers.