Hace unos años, sabíamos que estudiando ciertas carreras era la equivalente a tener trabajo asegurado al terminar. Ahora, en pleno 2017 con todos los cambios de era que estamos viviendo, la incertidumbre se apodera de todas las preocupaciones que los preuniversitarios tienen.

No sabemos qué es lo que van a pedir las empresas dentro de unos años, no sabemos a qué podemos llamar profesiones con futuro.

Por eso, hoy vamos a hablar de ocho curiosas profesiones con futuro que, según preveemos, serán demandadas:

Diseñador de sueños

Aunque nos suene a la ficticia película Origen, es probable que este trabajo sea demandado. Teniendo en cuenta la velocidad que lleva la evolución de las tecnologías virtuales, requeriremos a este profesional para que, igual que un viaje de placer, nos diseñe un sueño en función de nuestros requerimientos. Aun así, no sabemos muy bien el nivel de utilidad que este empleo puede tener.

Asistente médico profesional

Al parecer, estudiar medicina se mantiene en la seguridad y estabilidad que siempre ha ocupado. Aunque esta profesión se lleve años ejerciendo, en unos cuantos años más se pronunciará un tanto evolucionada. Con el desarrollo de la genética, se realizarán tratamientos personalizados según la actividad de nuestros genes. En un principio, no todos los bolsillos podrán afrontarlo.

Abogado matemático o ciberabogado

Esta será una profesión con futuro que, por muy raro que parezca, unirá la memoria de los abogados con la comprensión y precisión de los matemáticos. Al realizarse prácticamente todo a través de internet, un ciberabogado abogado precisa saber aritmética para combatir cualquier delito 2.0.

Investigador educativo

Serán maestros que comiencen a enseñar sin libros, hecho que ya está sucediendo. No solo a aquellos que ya son nativos digitales, sino también a los mayores que, por alguna razón, no hayan superado la brecha digital.

Gestores ‘cloud’

Ahora que todo está en la nube, ¿y si la nube se cae? ¿y si la nube de pronto mezcla mis cosas con las del vecino? Para eso, necesitamos a alguien que nos lo organice todo bien para no perder ningún archivo. Para que hubiese nubes, ya se necesitaron estos profesionales. Pero ahora que las nubes son más grandes y más utilizadas, necesitamos muchos más gestores de nube.

Neuropsicológico empresarial

Admitámoslo, los empresarios seguirán dando vida al ámbito laboral y a la bolsa. Para que ellos estén al día con todo y no se vean sobrepasados con la ola tecnológica, una profesión con futuro es el neuropsicológico que les ayude. Simplemente, la labor de este profesional, ,consiste en enseñar a cualquier trabajador a no estar conectado 24/7.

Técnico de drones

Como siempre, para hacer la vida más cómoda, habrá técnicos de drones para que estos puedan soportar paquetes pesados sin abordar riesgos de caída, para evitar robos indeseados, minimizar el impacto ecológico, regular el tráfico…. El mundo de los drones ofrecerá varios puestos de trabajo.

Nanomédicos y nanocientíficos que trabajen en biofábricas

Una vez más la medicina y la investigación se cuelan en el ranking de profesiones con futuro. Serán los científicos de ADN, los secuenciadores de genes y los monitores de tratamientos quienes participen en biofábricas que, en comparación con remedios naturales, aportarán buenos avances en favor a todos los ámbitos biológicos.

Hasta aquí el pequeño camino de profesiones que se ofertarán en el futuro. Muchas de ellas hoy no existen, y otras pocas sí. Pero lo cierto es que, sea cual sea la vocación de uno, nunca viene de más mirar hacia qué lado puede enfocarla.

¡COMPARTE EN REDES SOCIALES!